MIENTRAS HAY VIDA, HAY...